Vayan allí desde donde se observa el cielo

Annia Domènech / 18-06-2012

Si esta semana, específicamente el viernes 22  y el sábado 23 de junio, se encuentran en Tenerife, no dejen pasar la oportunidad de visitar el Observatorio del Teide (OT). El Instituto de Astrofisica de Canarias (IAC) celebra las Jornadas de Puertas Abiertas de este espectacular lugar que, como todos los observatorios, aúna la magia inherente de estar con un pie en la Tierra y el otro en el espacio con un emplazamiento excepcional que asegura las condiciones atmosféricas necesarias para las observaciones.
Aprendan astronomía y vean cómo funcionan los grandes telescopios. Y además la visita es gratuita.

Imagen:
La Vía Láctea vista desde el interior de la cúpula del telescopio IAC80.
Créditos imagen: Daniel López

Más información:
El Observatorio del Teide abre sus puertas a la ciudadanía (Nota de prensa IAC)
 

Comentarios (0)

Compartir:

El autor

Annia Domènech es Licenciada en Biología y Periodismo. Periodista científico responsable de la publicación caosyciencia.

Un equipo del Space Telescope Science Institute (STScI) de Baltimore ha previsto que la Vía Láctea y la galaxia de Andrómeda (M31) choquen dentro de cuatro mil milones de años.
Las dos galaxias se acercan una de la otra a la velocidad de 430 000 km/h como prueban las medidas efectuadas desde los años veinte con la técnica del redshift.
Pero lo que no se sabía era si las dos galaxias colisionarían o pasarían rozándose porque nunca se había medido la velocidad tangencial de M31, es decir la velocidad de su desplazamiento en otra dirección que la que la reúne a la Vía Láctea.
Con observaciones del telescopio espacial Hubble y un modelo estadístico se ha llegado a la conclusión de que las dos galaxias se fusionaran dando lugar a una galaxia elíptica.

Imagen: Fotograma de la simulación de colisión entre la Vía Láctea y Andrómeda (M31)
Créditos imagen: NASA, ESA, and F. Summers (STScI), G. Besla (Columbia University), y R. van der Marel (STScI)

Más información:
Astronomers Predict Titanic Collision: Milky Way vs. Andromeda (en inglés)
Crash of the Titans Science Visualization (Vídeo de la simulación)

 

Comentarios (0)

Compartir:

El autor

Anthony Baillard es Ingeniero Informático y Doctor en tratamiento de imágenes e inteligencia artificial.

No están chocando, aunque lo parezca

Annia Domènech / 14-06-2012

Las apariencias engañan. Las dos galaxias de la imagen, NGC 3314 A y B, están en realidad separadas por decenas de millones de años-luz de vacío. Su no interacción ha sido corroborada por estudios de movimiento, que indican que ambas evolucionan de forma independiente la una de la otra.

Las galaxias modifican su apariencia al interactuar entre ellas. Si estuvieran colisionando, esto las deformaría incluso antes de que tuviera lugar el “choque” por las enormes fuerzas gravitacionales implicadas. El hecho que la de delante esté deformada podría confundir y hacer creer en un choque, pero su estado no tiene nada que ver con su “contrincante aparente”, afirman los astrónomos que han estudiado este caso.

Los científicos utilizan este alineamiento para estudiar el fenómeno de microlente gravitacional que ocurre cuando las estrellas de una galaxia causan perturbaciones en la radiación procedente de las estrellas de una galaxia más lejana.

Imagen: Las dos galaxias NGC 3314 A y B parecen estar colisionando desde nuestro punto de vista, y también desde el del Telescopio Espacial Hubble, de ESA y NASA; que tomó la imagen. Nada más lejos de la realidad.   
Créditos imagen: NASA, ESA, the Hubble Heritage (STScI/AURA)-ESA/Hubble Collaboration, y W. Keel (University of Alabama)

Más información:
A Trick of Perspective — Chance Alignment Mimics a Cosmic Collision (en inglés)

Comentarios (0)

Compartir:

El autor

Annia Domènech es Licenciada en Biología y Periodismo. Periodista científico responsable de la publicación caosyciencia.

Oda al telescopio de cuarenta metros

Annia Domènech / 12-06-2012

El ojo más grande del mundo para mirar al cielo, así lo definen en el Observatorio Europeo Austral (ESO), responsable de su construcción.
O el telescopio óptico-infrarrojo de mayor tamaño existente.
Con un espejo primario segmentado de 39,3 metros de diámetro.
Su nombre oficial es E-ELT (European Extremely Large Telescope) y está un paso más cerca de ser realidad después de la reunión en Garching (Alemania) de ayer del Consejo del Observatorio, en la que se aprobó comenzar a desarrollar el telescopio y sus instrumentos. Se espera que esté operativo a comienzos de la próxima década. Estará ubicado en Cerro Armazones (Chile).

Imagen: Visión de artista del E-ELT
Créditos imagen: ESO/L. Calçada

Más información:

ESO construirá el telescopio óptico/infrarrojo más grande del mundo
El tamaño sí importa: el Telescopio Europeo Extremadamente Grande (E-ELT)
El gran telescopio de 42 metros se construirá en Chile

 

Comentarios (1)

Compartir:

El autor

Annia Domènech es Licenciada en Biología y Periodismo. Periodista científico responsable de la publicación caosyciencia.

Continuar igual a sí mismo o diversificarse

Annia Domènech / 11-06-2012

Algunas especies animales y vegetales permanecen básicamente idénticas a ellas mismas durante millones de años. Otras, en cambio, en unos pocos miles de años se diversifican enormemente dando lugar a nuevas especies. ¿Qué determina este “comportamiento” distinto, determinante para la biodiversidad?

Diversos estudios muestran que hay dos tipos de factores implicados, los medioambientales (hábitat, diversidad, clima…) y los propios de la especie (color, comportamiento…). Cómo interactúan entre ellos se desconoce, aunque una investigación que viene de ser publicada en Nature muestra que los peces cíclidos africanos se diversifican con mayor probabilidad en lagos profundos y con gran radiación solar, factores que tienen que ir de la mano con la selección sexual. La conclusión parece ser que si los factores medioambientales pertinentes se alían con la elección del pez “compañero” sexual, es muy posible que surjan nuevas especies.

Imagen: Un pez cíclido africano, Pundamilia nyererei. - Créditos imagen: Eawag

Más información:
Predicting the formation of new species
(en inglés)

 

 

 

Comentarios (0)

Compartir:

El autor

Annia Domènech es Licenciada en Biología y Periodismo. Periodista científico responsable de la publicación caosyciencia.